Prueba de respuesta breve
Tipología: Preguntas cerradas
Objetivos a alcanzar: Aplicar aprendizajes
Discriminar
Identificar
Relacionar
   
Definición del recurso:
Es un tipo de prueba objetiva dirigida a provocar el recuerdo de un aprendizaje presentado. Se presenta un enunciado en forma de pregunta y el estudiante tiene que responder con una frase específica, palabra, cifra o símbolo.
    
Orientaciones de aplicación:
Las pruebas de respuesta breve son adecuadas para evaluar conocimientos memorísticos (terminología, hechos específicos, leyes, principios...), de información descriptiva (cantidades, características...) o sobre hechos concretos.

También pueden utilizarse para medir el conocimiento o la habilidad para resolver problemas numéricos y manipular símbolos matemáticos. 

La corrección se realiza contabilizando el número de aciertos sobre el total posible. Es un tipo de prueba fácil de construir. El hecho de ser una prueba objetiva donde tiene que escribirse la respuesta significa que se reducen las posibilidades de adivinación de la respuesta correcta.

No obstante, pueden llevar a exagerar la importancia de la memorización en el aprendizaje, por lo que tienen que combinarse con otros tipos de pruebas.
     

Dinámica de trabajo: Individual
Ejemplos: Son preguntas cerradas en que el estudiante proporciona la respuesta, que tiene que ser concreta y muy breve.

Por ejemplo: ¿Cuál es la fórmula del agua?

Ejemplo de la asignatura Estrategias de aprendizaje
 

Pautas de elaboración:
Las pautas generales para la elaboración de este tipo de pruebas son:
1. Determinar las cuestiones a plantear:
Tiene que procurarse que sólo haya una respuesta válida.
Preguntar sólo aquellas cosas que obligan a una respuesta muy breve.
Medir un solo concepto en cada pregunta.
2. Redactar un enunciado explicativo de la prueba, especificando claramente el tipo de respuesta que se tiene que dar.
3. Redactar las cuestiones en forma interrogativa.
Tienen que ser breves y directas, sin retórica.
4. Ordenar las preguntas dentro del cuestionario: ordenarlas y numerarlas según los criterios preestablecidos (orden secuencial en el temario, dificultad, etc.).
5. En el caso de actividades de autoevaluación, preparar el mensaje de feedback que tiene que servir para la corrección.